¡La colonización del espacio ha empezado! Miles de tardígrados podrían sobrevivir en la Luna.

¡La colonización del espacio ha empezado! Miles de tardígrados podrían sobrevivir en la Luna.

La sonda espacial israelí que se estrelló en la Luna hace unos meses contenía miles de animales diminutos que pudieron sobrevivir a la colisión.

Los tardígrados son los animales más resistentes sobre la Tierra, capaces de resistir temperaturas extremas y sobrevivir a la falta de agua y oxígeno. Con apenas un milímetro de largo, los también llamados osos de agua han sido encontrados en los ambientes más hostiles de nuestro planeta, desde lagos en la Antártida hasta los desiertos más calientes. Su habilidad para sobrevivir en estas condiciones se debe a la habilidad que deshacerse de casi toda el agua en su organismo y detener su metabolismo, convirtiéndose en una especie de semilla.

En abril de este año la sonda espacial Beresheet tuvo un desperfecto cuando se encontraba a 150 metros sobre la superficie de la Luna. La sonda, que debía ser el primer artefacto humano de una compañía privada en alunizar, se desintegró al chocar contra la superficie pero su carga incluía miles de tardígrados que probablemente resistieron el impacto.

Para entender por qué la sonda llevaba a estos animalitos hay que la misión espacial fue financiada por Arch Mission Foundation, una organización cuya misión es crear “una copia de seguridad del planeta Tierra”. Para lograr esto recopilaron 30 millones de páginas de información, incluyendo casi toda la versión en inglés de Wikipedia y miles de libros clásicos, escritas en capas de vidrio a escala microscópica.

La idea es que una futura civilización encuentre esta información y pueda descifrarla simplemente con aumentar las imágenes, sin depender de algún tipo de reproductor no analógico (para no usar CD-ROMs o diskettes que serían obsoletos para entonces). Para proteger a estos 30 millones de páginas la Arch Mission Foundation usó a manera de embalaje una resina impregnada de muestras de sangre humana y miles de tardígrados deshidratados.

Es muy probable que las páginas, y por supuesto los tardígrados, hayan resistido la colisión, aunque a decir verdad es exagerado decir que en este momento los osos de agua están ocupados colonizando la Luna. Es cierto que los tardígrados pueden resistir años en un estado inactivo y revivir cuando son sumergidos en agua, para alimentarse y reproducirse normalmente, pero en el caso de los osos de agua a bordo de la sonda Beresheet será necesario que alguien viaje a la Luna, los encuentre y los rehidrate.

Y si te preguntas si es ético mandar especies de la Tierra a la Luna la política de la NASA es que no hay problema en hacerlo. A diferencia de Marte, donde existen condiciones para que puedan existir vida en forma de microbios, en la Luna es imposible que exista vida, por lo que nada impide que Arch Mission Foundation, o cualquier otra organización, envíe seres vivos capaces de sobrevivir ahí.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *