Hacer ejercicio por las mañanas podría ser la clave para bajar de peso

Hacer ejercicio por las mañanas podría ser la clave para bajar de peso

Un nuevo estudio indica que si tu meta es perder peso lo mejor es que hagas ejercicio por las mañanas.

Sabemos lo difícil que es madrugar y sobre todo encontrar un horario adecuado para ir al gimnasio o hacer ejercicio por tu cuenta cuando tienes que cumplir con tus obligaciones en el trabajo o en la escuela. Hay mucha gente que prefiere usar la escaladora o hacer pesas por la noche, una vez que ha terminado con sus responsabilidades cotidianas.

Sin embargo, un nuevo estudio llamado Midwest Exercise Trial 2, realizado por investigadores de varias universidades de Estados Unidos, indica que si estás haciendo todo ese esfuerzo porque quieres alcanzar tu peso ideal entonces te conviene organizar tu agenda para sudar en un horario específico.

La cronobiología es una nueva rama de la ciencia que estudia la forma como el horario afecta nuestro organismo. Se han hecho estudios recientes sobre cuál es la mejor hora para comer sin subir de peso, por ejemplo, y esta investigación sobre el ejercicio es otro ejemplo de esta disciplina.

Para hacer el estudio se invitó a 100 hombres y mujeres con sobrepeso a ejercitarse cinco veces por semana en un laboratorio de fisiología, donde cada uno de los voluntarios tenía que correr o realizar alguna otra rutina hasta quemar 600 calorías. Después de 10 meses todos ellos habían perdido peso pero los resultados variaban mucho.

Los voluntarios tenían la libertad de hacer ejercicio en cualquier horario entre las 7 a.m. y las 7 p.m. Los investigadores llevaban un registro para saber exactamente cuándo lo hacían. Además, los científicos tomaron nota de la cantidad de calorías que cada voluntario ingería y de sus hábitos por medio de rastreadores de actividad.

Al examinar los resultados se encontró que el horario en el que los 100 voluntarios decidían hacer ejercicio tenía un efecto en el peso que habían perdido. La buena noticia es que no necesitas madrugar para reproducir este resultado, pues la investigación demostró que las personas que se ejercitaban antes de medio día habían perdido más peso que aquellos que visitaban el gimnasio después de las tres de la tarde.

Tal vez no te sorprenda demasiado saber que las personas que se ejercitan por las mañanas tienden a ser más activas que los que prefieren esforzarse por la tarde, o que comen un poco menos que sus compañeros menos madrugadores (aunque la diferencia es de apenas 100 calorías), pero de cualquier manera este nuevo estudio podría ser de utilidad para aquellos que busquen el horario que mejor se acomode a sus necesidades.

Por lo pronto, los investigadores están ansiosos por hacer más pruebas con un grupo más numeroso de personas para confirmar estos resultados. Al mismo tiempo, los responsables del estudio nos recuerdan que siempre es un buen momento para hacer ejercicio y que no debes desanimarte si sólo puedes ir al gimnasio por las noches.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *