Estas son las ventajas de comer frutas y verduras congeladas

Estas son las ventajas de comer frutas y verduras congeladas

Nada más común que encontrar vegetales congelados en los supermercados. Después de todo, es una opción muy cómoda para llevar una vida saludable para los que vivimos en la gran ciudad.

Pero, ¿es realmente recomendable consumir las frutas y verduras que se preservan con ese método? Después de todo, se habla tanto de lo nocivos que son los alimentos procesados que mucha gente puede suponer que los vegetales congelados no pueden tener los mismos nutrientes que aquellos que se consiguen frescos.

En primer lugar, hay que aclarar que los vegetales que llegan a los supermercados atraviesan un proceso que garantiza su inocuidad, es decir, que harán muy, pero muy poco probable que te enfermes al consumirlos, algo que no siempre se puede decir de las hortalizas que consigues en el mercado.

Dicho proceso empieza con el escaldado, una técnica culinaria que inactiva las enzimas para preservar el valor nutricional de los alimentos, además de matar las bacterias y evitar así que se echen a perder. En este proceso los vegetales pierden parte de su contenido en vitamina B y C, pero hay que recordar que las frutas y verduras que se seleccionan para ser congeladas están en su mejor momento en cuanto a nutrientes, mismos que se preservan con este proceso.

Por otro lado, las frutas y verduras frescas pueden no serlo tanto después de atravesar grandes distancias para llegar a los puntos de venta. Incluso cuando se cosecharon en su mejor punto transportarlos sin congelarlos previamente tiene un costo nutricional, sobre todo en aquellos alimentos que son ricos en vitamina C, como el brócoli, las espinacas o los cítricos. Las frutas y verduras que se almacenan a temperatura ambiente pierden un 20% de su contenido en vitamina C al día.

Los alimentos que se refrigeran, por el contrario, son más estables, conservan sus fibras y minerales y éstas no se pierden cuando las cocinas. Se ha demostrado que la cantidad de antioxidantes en los arándanos es superior después de estar 3 semanas en el congelador.

Ahora bien, aunque los vegetales congelados pueden conservarse en buen estado durante meses es un hecho que con el paso del tiempo los nutrientes se van perdiendo poco a poco.

Assorted set of frozen vegetables on cutting board can be used as background

Es por eso que lo ideal es conseguir las frutas y verduras de productores locales, con lo que se garantiza que sean frescos y tengan el máximo de nutrientes.

No obstante, eso limita lo que podemos comer a los frutos de temporada, además de que no todos tenemos a la mano ese tipo de mercados o tiempo para preparar los alimentos.

En resumen, según los expertos lo mejor para tener una dieta equilibrada es combinar frutas y verduras frescas con las congeladas. De esta manera obtendrás la mayor cantidad de nutrientes de lo que consumes, aunque siempre debes poner atención a los ingredientes adicionales que las verduras del supermercado pueden contener.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *