El asteroide que mató a los dinosaurios también causó la acidificación de los océanos

El asteroide que mató a los dinosaurios también causó la acidificación de los océanos

El asteroide que mató a los dinosaurios también causó la acidificación de los océanos

Los dinosaurios no fueron las únicas víctimas del asteroide que chocó con la Tierra hace 65 millones de años. Los científicos han encontrado evidencia de cómo ese impacto afectó también a la vida marina.

El asteroide que mató a los dinosaurios también causó la acidificación de los océanos, la extinción masiva que acabó con los dinosaurios es algo que aún no es muy bien comprendido por la cultura popular. La mayoría de la gente cree que los seres vivos que habitaban el planeta en esa época murieron como consecuencia directa del impacto en la península de Yucatán, cuando en realidad muchos sucumbieron a desastres naturales como terremotos, tsunamis e incendios. Las enormes cantidades de polvo que cubrieron la atmósfera pudieron haber bloqueado la luz del Sol hasta por 18 meses.

Los fósiles indicaban que la vida marina también fue afectada por el asteroide y los científicos suponían que el polvo en la atmósfera pudo haber provocado lluvias de ácido sulfúrico. Se había encontrado evidencia de ese fenómeno en otras extinciones masivas que ha padecido la Tierra (la de los dinosaurios es sólo una de cinco en la historia del planeta) pero no en la de hace 65 millones de años.

El asteroide que mató a los dinosaurios también causó la acidificación de los océanos b

Esto cambió gracias a una investigación hecha por científicos de Yale, que encontraron en una cueva marina en Holanda fósiles de foramíniferos, un tipo de plancton con conchas de carbonato de calcio que ha existido durante cientos de millones de años. Gracias a los foramíniferos hallados en Holanda se pudo reconstruir el efecto del asteroide en el océano, antes, durante y después del impacto, ya que los isótopos de boro en sus conchas corresponden con los niveles de dióxido de carbono en el ambiente.

Lo que descubrieron es que la acidez de los océanos aumentó drásticamente después del impacto y esto redujo el carbonato de calcio en el agua. Los foramíniferos murieron en grandes cantidades y esto desestabilizó toda la cadena alimenticia de los océanos.

La evidencia indica que la mitad de la vida marina murió en poco tiempo y que después siguió un periodo de recuperación que tardó millones de años.

De este modo también se pudo desechar una teoría alternativa sobre la extinción de los dinosaurios. Algunos científicos aseguraban que la verdadera causa de esa extinción fue una serie de erupciones volcánicas masivas en el oeste de la India, que duraron cientos de miles de años y que cambiaron el clima del planeta. Sin embargo, en ese caso la acidificación de los océanos debió haber sido gradual, lo que no concuerda con la evidencia de los foramíniferos.

Este nuevo estudio además nos da pistas sobre lo que podría suceder si continúa la tendencia actual de acidificación en los océanos, una consecuencia de la actividad humana que ya está dañando a los arrecifes de coral, aunque por supuesto estamos lejos de alcanzar el mismo nivel que hace 65 millones de años.

 

Artículos más vistos:

  • Recuperan datos genéticos de un diente de rinoceronte de 1.7 millones de años Un grupo de científicos logró extraer información genética de un diente de rinoceronte con 1.7 millones de años de antigüedad con una técnica que podría cambiar por completo lo que sabemos sobre la evolución. Investigadores de las…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *